Cuando hablamos de opciones de ocio para eventos corporativos, casi todo se ha hecho ya varias miles de veces. Fotomatones, clases de cocina, bandas en directo… por no hablar de los famosos «escape room». Estas actividades están pensadas para crear oportunidades que permitan estrechar lazos entre los empleados, compartir iniciativas culturales de la empresa y sembrar el germen de fructíferas colaboraciones. Los eventos corporativos suelen tener grandes objetivos aunque uno de los mayores desafíos sea que prácticamente se haya arrastrado a los empleados a la fuerza y terminen por marcharse antes de tiempo, borrachos o sin llegar a captar del todo el objetivo principal.

 

Ya sean conferencias, cenas de gala o programas itinerantes para incentivar los viajes, los eventos corporativos son básicos para el éxito de una empresa. De hecho, según el informe de tendencias Event Marketing 2019 (https://welcome.bizzabo.com/event-marketing-2019), el 84 % del personal directivo opina que los eventos corporativos con críticos para su empresa. 

 

Así que, ¿de qué forma se puede crear un evento potente e inolvidable para sus empleados?

 

Piense en cada evento, sin importar de qué sea, como una experiencia, un auténtico viaje para todos y cada uno de los asistentes. Todas las opciones de ocio deben fluir en el evento y contar con 3 sencillos atributos: Deben ser sensoriales, inolvidables y participativos.

 

Siguiendo esta regla de oro, aquí están nuestras 15 mejores alternativas de ocio para eventos corporativos:

 

  1. Cocina inmersiva y barra de cócteles: instale una barra de Haz tu Propio Gin Tonic o Elabora tu Poke, son actividades colaborativas que activan los sentidos, crean recuerdos imborrables y son muy participativos.
  2. La realidad aumentada está de moda: colocar una cabina de realidad aumentada para crear una búsqueda del tesoro o una formación en simulador no solo estimula la participación sino que también es sensorial y educativo.
  3. Promueva una sesión de improvisación: el ocio en directo siempre ha sido un elemento clave en cualquier evento corporativo. ¿Por qué no hacerlo participativo? Contrate a músicos que inicien una sesión de improvisación y que inviten a los asistentes a elegir instrumentos y a unirse a la banda.
  4. Un escape room bien diseñado: un escape room con un objetivo claro y unas instrucciones sencillas puede servir para estrechar relaciones, inspirar escenarios imaginativos y crear recuerdos.
  5. Un fotomatón en 3D: un fotomatón puede ser algo anticuado pero, ¿qué tal si le unimos una impresora en 3D? Llevarse a casa un objeto en 3D de uno mismo es un recuerdo difícil de olvidar.
  6. App de competición: iniciar una competición lúdica en línea entre los asistentes puede incrementar el nivel de participación en el evento. Recurrir a herramientas como doGlisser es una excelente manera de crear preguntas de colaboración abierta e invitar a los asistentes a responderlas.

 

  1. Un pequeño karaoke: el karaoke puede parecer una alternativa arriesgada pero lo único que hace falta es sacar algo de talento oculto de la sala para iniciar una sinfonía de diversión en el grupo.
  2. Contratar a una banda como Stomp: presente un acto inaugural que promueva el equilibrio, trabajo en equipo y la coordinación, además de inyectar al evento una buena dosis de energía.
  3. Una invitación atractiva: convierta a los asistentes en parte del contenido del evento con un proceso de invitación atractivo con una pregunta que los tente a participar.
  4. Una obra maestra colectiva: invite a los invitados a tomar una fotografía con sus teléfonos o cámaras durante el evento y subirla o bien a Twitter o a Instagram con un hashtag único del evento. Estas imágenes pueden pasar a formar parte de un collage digital vivo y cambiante.
  5. La historia por la historia: ofrezca la oportunidad de compartir algo personal, aunque sea anónimo, con un rincón de anécdotas en el que los asistentes puedan contar alguna breve historia sobre algún compañero y puedan, al mismo tiempo, leer una.
  6. Coloque un holograma: cree un recuerdo imborrable con un personaje famoso que sorprenda a la audiencia y surja en medio del escenario.
  7. Vídeo mapping: coloque una pantalla para una secuencia de vídeo mapping personalizada para cada ponente y conseguirá que los invitados permanezcan atentos gracias al contenido visual cambiante.

 

  1. Espectáculos culinarios: eduque e involucre a sus asistentes con puestos de comida interactivos que introduzcan conceptos alimentarios con base científica y que estén organizados por algún laboratorio de chefs que innove con las recetas como las esferas de agua con tomate.

 

  1. Deje que sean los empleados los que diseñen el evento: si realmente quiere hacerse con su audiencia, por qué no permite que sean los propios empleados los que se encarguen del ocio con sus ponentes o sus chefs favoritos y sus actividades preferidas.

 

 

Siempre que el ocio cumpla la regla de oro y sea sensorial, inolvidable y participativo, su evento corporativo saldrá por la puerta grande.